menu

News

La memoria de traducción: una herramienta fundamental para el cliente, no solo para el traductor

posted in Uncategorized by

¿Cuántas veces habéis oído hablar a las gerentes de proyectos de STUDIOTRE de memorias de traducción o MT? Seguramente cada vez que gestionamos un proyecto de traducción.
De hecho, la memoria de traducción es una herramienta fundamental en el trabajo cotidiano de una agencia de traducción e interpretación que no debe confundirse con otros tipos de software, como los de traducción automática.

Hoy queremos contaros algo más sobre esta importante tecnología no solo para los traductores, sino también para los clientes.

¿Qué es una memoria de traducción?
La MT es una auténtica base de datos de tipo lingüístico en la que se han memorizado textos en el idioma de origen (source) junto a sus respectivas traducciones en el idioma de destino (target). Los textos están subdivididos en unidades de sentido, denominadas segmentos, que pueden corresponder a una sola palabra, a frases completas o a enteros parágrafos.

La MT es específica para cada cliente y para cada combinación de idiomas. Es una base de datos dinámica, dado que crece a medida que se van procesando nuevas traducciones y evoluciona junto al lenguaje del cliente y del sector.

¿Cuándo nacieron las memorias de traducción?
En los años sesenta aparecieron unos glosarios multilingües que hoy podemos considerar como los precursores de la MT. En los años ochenta se distribuyeron en el mercado los primeros sistemas de memoria de traducción en MS-DOS.
Con la llegada de Windows, en los años noventa, los traductores empiezan a utilizar efectivamente programas de traducción asistida por ordenador (también conocidos como CAT Tool), de los que forman parte las MT.

¿La memoria de traducción es un sistema de traducción automática?
La memoria de traducción no es una herramienta de traducción automática. La MT es el resultado del arduo trabajo de un profesional: la verdadera traducción corre siempre a cargo de un traductor que, gracias a la MT, puede conservar todo lo que va traduciendo a lo largo de los años y acceder a las correspondencias exactas o parciales de sus traducciones anteriores.

Por el contrario, la traducción automática no prevé ningún tipo de intervención humana y, a pesar de ser una herramienta muy rápida, ofrece una escasa calidad dado que no es capaz de detectar y utilizar la información ofrecida por el contexto y por los matices de sentido o de seleccionar el significado correcto de una palabra en caso de términos polisémicos.

¿Cuáles son las ventajas de utilizar una memoria de traducción?
1) Uniformidad terminológica e interpretación coherente
A menudo los documentos de los clientes llegan en momentos y formatos distintos, desde diferentes secciones y, dependiendo del estilo o del sector de referencia, el proyecto puede ser asignado a diversos traductores. La MT permite mantener la uniformidad terminológica en toda la documentación y una interpretación coherente a lo largo del tiempo, respetando la terminología típica del sector y el estilo específico del documento.

2) Ahorro en los costes y los tiempos de la traducción
La MT identifica las repeticiones presentes en el mismo documento o entre varios documentos, aunque pertenezcan a distintos proyectos. De este modo el traductor traduce esos contenidos una sola vez y es capaz de acelerar su trabajo ofreciendo un ahorro al cliente en los costes y los tiempos de la traducción.

3) Si el cliente indica una preferencia terminológica o estilística o una nota particular que debe tenerse en cuenta en función del contexto, del contenido o del público al que está dirigido, el gestor de proyectos actualiza la MT para que todos los traductores puedan trabajar de modo uniforme y coherente respecto a estas indicaciones específicas y a lo que se ha traducido anteriormente.

12 Aug, 19

 

 

Ver también